Follow by Email

martes, 30 de agosto de 2011

Hice silencio
llegó tu silencio
ámalo
acompasado
en tu sagrado
de siempre
y en la luz
gotas para
tu sonrisa
bébelas
a la obscuridad
que nos frota
con aquella
hermosa ópera
en ausencia
de sonidos
Tomados
de las manos
dame
tu silencio
y acampa
tu pensamiento
hectárea
por hectárea
destrúyelos
y que leviten
sus frecuencias
sobre tu cuerpo
hasta que sientas
como el respira
aquello
que tu sientes
Cruza el terreno
hacia donde
me dirijo
y ahora toma
del mío
para que tu seas
quien sienta
como el te ve
ahora desnuda
a la obscuridad
que nos frota
con aquella
hermosa ópera
y toma mi silencio
en ausencia
de sonidos
para báñate
con migo
sin siquiera
decirnos nada
Préndete
con mi vibra
hasta sentir
cuando el respire
aquello que tu
sientes
y crucemos
juntos tu terreno
en el vacío
a donde
me dirijo
para que el
también sienta
aquello yo
que he sentido
cuando
te he visto
como el te ve
ahora desnuda
a la obscuridad
que nos frota
con aquella
hermosa ópera
y toma mi silencio
Palpemos
con nuestras bocas
ahora
como transfigura
nuestro
erótico silencio
desnudo
hasta levitar
el umbral
de tu cuerpo
excitado
con nuestras
frecuencias
sobre tu terreno
hacia donde
me dirijo
para que tu seas
quien sienta
como el te ve
ahora desnuda
a la obscuridad
que nos frota
con aquella
hermosa ópera
y toma
nuestro silencio
en el mas sagrado
de nuestros
momentos

No hay comentarios:

Publicar un comentario